La medicina integrativa es un puente entre la medicina convencional y las medicinas complementaries.

slide_pont_fusta

La medicina integrativa es un puente entre la medicina convencional y las medicinas complementarias.
Con rigor  el criterio científico, combina lo mejor de cada una de ellas para tratar la persona en su globalidad. Tiene en cuenta las interconexiones existentes en los diferentes aspectos de la persona y su entorno. Pretende conseguir la curación cuando es posible y cuando no, aportar mejora en la calidad de vida, encontrando y tratando la alteración de base y potenciando la salud.

Es una medicina en la que el paciente deja de ser pasivo para pasar a ser parte activa de su curació- sanación.

La medicina integrativa es la realizada por médicos formados en el sistema convencional que complementan su práctica clínica diaria con otros tipos de medicinas o terapias complementarias. Es una medicina no reconocida y no regulada como especialidad en nuestro país, aunque en lugares como Inglaterra o Estados Unidos goza de reconocimiento y prestigio, tanto por la comunidad médica como para la sociedad.

Se sirve de las diferentes técnicas y terapias que existen en el mundo, en función de la formación de cada médico, pero que pueden ser tan amplias y variadas como: medicina tradicional china, medicina homeopática, medicina naturista, prácticas basadas en la biología: fitoterapia, aromaterapia, terapia ortomolecular, nutrición …, prácticas energéticas: flores de Bach, sales de Schüssler, acupuntura, auriculoterapia, reiki, Técnica metamórfica …, prácticas de manipulación y basadas en el cuerpo: reflexología, digitopuntura, osteopatía, quiromasaje, drenaje linfático …, técnicas mente-cuerpo: yoga, visualizaciones, hipnoterapia, Qi Gong, arteterapia, musicoterapia, meditaciones …, prácticas basadas en la sistémica familiar: constelaciones familiares, desprogramación biológica, biodescodificación ….

Share Button